Manchester by the sea, de Kenneth Lonergan

Manchester-by-the-sea

VIDEOTECA

¿Quién está preparado para lidiar con las tragedias de la vida? Nadie. Pero la gente se esfuerza a su manera, en la medida de sus capacidades, culpas y desesperaciones. De eso trata Manchester by the sea (Manchester frente al mar, Kenneth Lonergan, 2016).

Un arisco encargado de mantenimiento de un edificio de departamentos recibe el aviso de la prematura muerte de su hermano mayor. Regresa a su barrio natal para efectuar los trámites y se encuentra con disposiciones testamentarias que le tuercen la vida y lo hacen evocar -con enorme resistencia- los motivos por los que abandonó el pueblo.

Manchester by the sea es un drama potente, duro, sin concesiones facilonas, acerca de varias personas a quienes la vida se les quebró. Unos buscan la fuga, otros rehacerse a partir de las ruinas y otros más intentan seguir adelante con lo que logran rescatar. En todos los casos, son personajes herméticos, acorazados pero con densidad emocional.

Por décadas, Hollywood se ha empeñado en suavizar los dramas con soluciones de último minuto para que el espectador se tranquilice. Este no es el caso y eso se le agradece a Lonergan, que no sólo es el director sino también el autor del guión. Pero no se piense que es una película de sufrimiento interminable. Es simplemente una historia humana, en el mejor sentido del término: con dolor, sí, pero mezclado con momentos de serenidad, de humor y de ira; con dudas, rencores, remordimientos, ternura y sentimientos amorosos. Cada personaje hace lo mejor que puede, aunque los intentos por rehacer su vida estén lejos de convertirle en un caso de éxito en la recomposición del alma.

Por sus excelentes actuaciones, su solvente realización fílmica, su guión inteligente que va desvelando poco a poco la médula de la historia y un final que toma distancia del típico drama hollywoodense, Manchester by the sea ha sido elogiada por la crítica cinematográfica y muy bien recibida por el público.

El American Film Institute la incluyó entre las diez mejores películas de 2016.

La Academia Británica de las Artes Cinematográficas (BAFTA) le otorgó dos premios: al mejor actor (Casey Affleck, intérprete del personaje central) y al mejor guión original (Kenneth Lonergan). Affleck también recibió el Globo de Oro al mejor actor, y no es para menos, su actuación es sobresaliente, con una intensa contención que va de la melancolía al estallido.

La cinta ha sido nominada a los Premios Oscar 2017 en las categorías de Mejor película, Mejor director, Mejor actor, Mejor actor de reparto (el joven Lucas Hedges), Mejor actriz de reparto (Michelle Williams) y Mejor guión original.

[ Gerardo Moncada ]

Otras películas nominadas al Oscar 2017
La La Land
Hell or high water (Enemigo de todos)
Fences (Barreras)
Hidden figures (Figuras ocultas)
Hacksaw ridge (Hasta el último hombre)

No comments yet.

Deja un comentario